Te amodio

por Óscar Soria Gonzalez

Apenas te veo entrando y ya me estoy quitando la ropa. Tú sonríes, porque sabes que no puedo evitar bailar a tu son. Que si me calientas, que si nos mojamos juntos, que si salimos a tomar algo fresco y que si me vendes la moto de cien viajes del que luego solo hacemos uno, si eso.

Soy tan iluso que, llegados a este punto, me creo que lo nuestro no acabará nunca. Que seremos felices para siempre. Mas al final se acaba, y te vas, pero me echas de menos tanto como yo a ti, y siempre vuelves, y siempre volverás, querido verano.




Te amodio
Vota este contenido

Microcuento.es respeta la privacidad de sus datos

Si continúas navegando, aceptas nuestras cookies y las de terceros, no necesarias para la navegación, con finalidades de afiliación, analíticas, publicitarias y comportamentales. Más Información sobre la política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies
Ricardo Garcia - Zerzura