Ocupas los silencios

No te sabía hasta que viniste a susurrarme que mis miedos se estaban mareando, no sabía a qué olía tú desparpajo hasta que me pusiste las heridas a sangrar tinta con forma de “suspírame el tiempo que pasa entre que ocupas los silencios de mis labios”, que si tú tienes vértigo yo me quedo a darle cuerda al mundo desde abajo, hazme noches en las que me despierten el susurro de tus pies y aráñame la forma en la que te respira mi piel antes de que amanezca la vida.

Ahora entiendo a qué huele el miedo en la curva de tu cuello, ahora puedo jugar a robarle el ego a base de noches de desenfreno entre tu pelo, sujétame y gira conmigo prometo que al parar todo y nada será lo mismo, déjate llevar que yo te sigo, sígueme tan cerca que tropezar en la piedra sea besarnos durante todo el camino que me lleva a tu abismo.

[Total:0    Promedio:0/5]
Más artículos
paula andeliz monstruos
Monstruos